Make your own free website on Tripod.com

INMOVILIZACIÓN DE FRACTURAS Y LUXACIONES.

CONCEPTO.

Procedimiento mediante el cual se inmoviliza el sitio correspondiente a una fractura o

una luxación con el objetivo de evitar que el hueso lesionado se desplace y que,

además de acrecentar el dolor, pueda producir complicaciones tales como lesiones en

los tejidos musculares, nervios o vasos sanguíneos circundantes.

INDICACIONES.

Se realizará inmovilización siempre ante la certeza de una determinada fractura o

luxación. Si existen dudas sobre las mismas, antes de confirmar el diagnóstico con la

radiografía, se debe actuar como si se trataran de éstas.

TÉCNICA.

Fabricar una almohadilla con una prenda de ropa enrollada o cualquier tejido blando y

colocarla con mucho cuidado entre el miembro fracturado y el cuerpo.

Inmovilizar el conjunto con un vendaje ancho o con bandas de tela cuidando de no

mover en lo posible el miembro fracturado.

Otra opción para la inmovilización, es fabricar una tablilla. Puede ser una tabla de

madera ( para los miembros inferiores), o un periódico enrollado (para los miembros

superiores). Sujetar el miembro fracturado a la tablilla por medio de un vendaje.

En el caso de sospecha de luxaciones, se debe actuar como si se tratara de una

fractura.

PRECAUCIONES ESPECIALES.

No movilizar a un paciente sin previa inmovilización de las fracturas, sólo

excepcionalmente para proteger al herido de un riesgo mayor inminente.

La inmovilización debe ser realizada en lo posible por personal competente para tal fin.

Al colocar el vendaje para inmovilizar una fractura, no debe oprimirse el mismo en

exceso par no dificultar la circulación, lo cual favorecería más complicaciones.

El nudo del vendaje para inmovilizar una fractura debe quedar en lo posible debajo de

la tablilla y no sobre la zona de la fractura.

En caso de luxaciones, sino se tiene la suficiente experiencia, no se debe intentar

reinsertar el hueso en la articulación, ni siquiera moverlo, ya que además de exacerbar

el dolor, puede traer algunas complicaciones.

RESULTADOS ESPERADOS.

La inmovilización adecuada de fracturas y luxaciones evitará en el mayor porcentaje

de los casos la presencia de complicaciones referentes a las mismas y facilitará la

labor del traumatólogo en el tratamiento definitivo.